7 características del menú de tu cámara réflex que deberías conocer

Nuestra cámara réflex es un gran instrumento de trabajo, pero en ocasiones hay cosas dentro del menú de opciones que desconocemos y que con unos sencillos pasos nos ayudarán a sacar fotos aún mejores.

Desde que aparecieron las primeras cámaras digitales y muchos nos vimos obligados a la transición de analógico a digital, hay muchas cosas que han cambiado en el mundo de la fotografía. Y una de las primeras cosas que podemos destacar es la mejora en las propias cámaras. Las réflex han evolucionado increíblemente desde sus inicios y no me refiero solo a características tecnológicas, como el sensor, las lentes o la inclusión de elementos como el WiFi, si no también, a la mejora que se ha producido en los menús de opciones de las mismas. En este sentido, hay 7 características del menú de tú cámara réflex que deberías conocer.

1. Actualización del firmware

Vamos a empezar por el principio. Y es que es muy importante tener el último firmware disponible para nuestra cámara de fotos. Muchos fabricantes mejoran o incluso añaden nuevas funciones a nuestra cámara a través de estas actualizaciones. El firmware es simplemente una actualización del sistema operativo de nuestra cámara. Para actualizarlo, lo primero que debemos hacer es mirar en la sección correspondiente del menú de nuestra cámara cual es la versión que tenemos instalada, para posteriormente mirar cual es la última disponible en la pagina del fabricante. Si en dicha página tenemos una actualización disponible, solo tenemos que descargárnosla y grabarla en la tarjeta SD que usamos con nuestra réflex y esta detectara el software automáticamente (en la mayoría de los casos)

2. El intervalómetro

Es un elemento muy importante, sobretodo para todos aquellos amantes de los Time-Lapse. A pesar de ello, no todas las cámaras cuentan con el, pero de ser así, se puede adquirir uno externo que podremos conectar a la misma. La función del intervalómetro es la de establecer un periodo de tiempo entre una captura y otra, por eso, es muy utilizado para hacer los famosos videos de Time-Lapses que ves comunmente en la red.

Intervalómetro

3. Balance de blancos manual

Suele ser una opción no muy utilizada en nuestra cámara, ya que disponemos de varias opciones que suelen funcionar muy bien de forma automática o predeterminada. Sin embargo, puede haber algunas ocasiones en la que nos interese utilizar el Balance de Blancos de forma manual, como por ejemplo cuando disparamos en condiciones donde controlamos la luz perfectamente (foto de estudio)

4. Bloqueo del espejo

Esta función es también una de las más olvidadas en nuestro menú. Al disparar nuestra cámara, por muy bien estabilizada que la tengamos, siempre se produce movimiento y para evitar esto, podemos utilizar la función de bloqueo de espejo. Esta opción es muy recomendable si vamos a disparar con nuestra cámara montada en un trípode y tomar fotos de larga exposición.

5. Medición puntual

La medición puntual es otra de esas opciones que nos ayudarán a sacar fotografías mucho mejores. La misma nos ayuda a sacar información de un punto muy concreto. Es muy útil si en condiciones de luz limitada queremos resaltar un color concreto dentro de nuestra imagen o algún punto destacado en cielo, por ejemplo. Por lo general, la medición puntual se fija en el 5% de la imagen, o lo que es lo mismo, de lo que esta alrededor de nuestro punto de enfoque.

Medición puntual

6. Derechos de autor

Esta es una opción no muy utilizada, ya que por lo general se suele preferir tomar las imágenes limpias. Sin embargo, si queremos compartir directamente desde nuestra cámara y asegurarnos de que los derechos de autor estén presentes en la toma, podemos hacerlo directamente desde nuestros Menú, e incluir en la imagen nuestro nombre o el año en el que se ha tomado la fotografía.

7. Controles personalizados

Las réflex incluyen muchísimas posibilidades en su menú, algunas de ellas son la posibilidad de crear ajustes personalizados y diferentes opciones de disparo. Las opciones que normalmente podremos personalizar en nuestra cámara son: modos de medición y enfoque, tipos de archivo, tamaños y resolución, balance de blancos e ISO. Cuando ya los hemos configurado, podremos acceder a los mismos a través de un simple botón.

Estos 7 pasos u opciones son elementos a tener en cuenta dentro del menú de nuestra cámara. Los mismo nos ayudarán con nuestras tomas o nos facilitaran mucho el trabajo a la hora de capturar una fotografía.

Carlos Suárez
11 de noviembre de 2014, 19:00
Temas: Técnicas

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s